domingo, 20 de agosto de 2017

sábado, 19 de agosto de 2017

BANDERAS: Un poema y un deseo de paz.

Nos engañaron con altares y estandartes,
nos aturdió el estruendo de los himnos;
a la ira la forramos de solemnidad
y disfrazamos a la venganza de justicia.
Olvidamos
que no hay gloria alguna en pisar,
en romper, en golpear;
que un muerto es sólo un muerto,
que una casa derribada
es sólo ruinas,
y que la sangre, sea de quien sea,
ensucia el suelo en el que cae.
Nos engañaron, nos engañamos.
Confundimos lo importante,
olvidamos que los más altos ideales
están en blanquear la fachada de casa,
en montar en bici los domingos
y en ir a hablar con el profe del crío
a ver cómo va en matemáticas.

lunes, 24 de julio de 2017

POEMA TATUADO.

Mi cuñado se ha tatuado en un brazo unos de los poemas que he dedicado a su hija, mi sobrina Haizea. Que mis palabras sirvan para que un padre deje testimonio de amor a su hija; que alguien decida llevar unos versos míos escritos en la piel para siempre; que un poema hecho con tanto cariño haya encontrado un lugar ten especial... Uno de esos momentos de emoción que te da la poesía... digo la vida.

viernes, 7 de julio de 2017

DE PROFUNDIS. Un poema de LIBRO DE HORAS

           

                   Como un pulso que golpea las tinieblas

                                                         Gabriel Celaya


Desde lo profundo claman a ti.
Escúchales, Señor,
que, para ellos, lo profundo
no es un estado del alma;
que ellos miden la profundidad
en los interminables minutos de descenso
por túneles estrechos,
en las toneladas de roca
que presienten sobre sus cabezas.
Para ellos la sangre no es símbolo,
sino ese líquido viscoso
que a veces les mancha oídos y boca.
Óyeles, que te llaman
desde el fondo de las minas,
desde pozos oscuros y polvorientos
igual que sus pulmones.
Escucha la plegaria de sus toses,
de sus ojos repletos de humo,
mira con piedad
su combate cotidiano con las tripas de la tierra.

jueves, 25 de mayo de 2017

EN ONDA VIVA RADIO


El pasado jueves 11 de mayo tuve la oportunidad de charlar un buen rato sobre poesía con Manuel Camuñas en su programa VERSOS AL AIRE, en ONDA VIVA RADIO, de Sonseca (Toledo). Fue una conversación muy agradable en la que hablamos de todo. Aquí está el enlace.

Versos al Aire (11/05/2017)
VERSOS AL AIRE. ONDA VIVA RADIO. 11/05/2017

martes, 9 de mayo de 2017

EN "LAS DOS MIRADAS" DE CASTILLA LA MANCHA RADIO.


De la mano de mi muy querida amiga  Ruth Rodríguez, he participado hoy en el programa Las Dos Miradas, de Castilla la Mancha Radio, para hablar de Libro de Horas. Ha sido una charla grata e interesante (No os perdáis la forma conmovedora que tiene Ruth de recitar los poemas). Aquí os dejo el enlace al podcast:



viernes, 21 de abril de 2017

PRESENTACIÓN DE LIBRO DE HORAS EN MÓSTOLES



Mis amigas Lidia López e Isabel Miguel, de editorial Lastura, me hacen entrega oficialmente de mi LIBRO DE HORAS, que han acogido como suyo, y han sacado a la calle en una edición magnífica.
El salón de actos de la Biblioteca de Móstoles es durante un par de horas la sala de estar de mi casa.
Mi amigo Vicente Zaragoza hace una presentación de mi libro llena de cariño, amena y muy elaborada, en la que incluso leyó un documento apócrifo, lleno de citas en latín, que hablaba de mi libro (las citas en latín, por supuesto, las redactó él mismo).
Mi amiga Eva Hurtado me manda un mensaje, un par de horas antes de empezar, diciéndome que ya tiene el libro (que aún no ha salido a la venta), porque no podía esperar más y lo ha pedido a la Editorial por Internet.
Mi amigo Carmelo González cambia su turno de trabajo para acompañarme en la presentación de mi libro.
Mi amigo Manuel Guerrero intenta viajar de Cabra (Córdoba) a Móstoles (Madrid), únicamente por acompañarme, y sólo una cita médica de última hora se lo impide.
Mis cuñados/hermanos Cristian, Marta, Ainhoa y Ana hacen un esfuerzo para acompañarme y que mis niñas, Haizea y Valeria, estén cerca.
Mi amiga Edith Checa, y su marido Ricardo Montecatine, montan una odisea para llegar a Móstoles y acompañarme pese a no tener coche. Y después Edith lee por sorpresa uno de mis poemas, con la voz entrecortada por la emoción, y dice que tiene la sensación de haber escrito ella misma ese poema.
Mi madre y mi mujer (“Las dos alas” llamó a su mujer y a su madre Dámaso Alonso) me arropan desde la primera fila, con los ojos turbios de lágrimas.
¿Entendéis por qué me siento el tipo más feliz y afortunado del mundo?